Jorge Daniel Taillant es fundador de CEDHA y dirige su trabajo en glaciares y minería

Esta entrada también está disponible en: Inglés

Concluye taller sobre políticas ladrilleras en Chile

28 de Abril 2015, Maule-Chile

Se reunieron en la región del Maule, en el sur de Chile, representantes de numerosos países latinoamericanos para hablar de ladrillos. La reunión de dos días que incluyó una vista a ladrilleras tradicionales de las localidades de Cauquénes y Linares, fue el lanzamiento oficialmente de la flamante Red Latinoamericana de Políticas Públicas para la Producción Limpia de Ladrillos (conocida también como PANLAC), una red conformada por diversos países latinoamericanos para avanzar políticas públicas para reducir los impactos sociales y ambientales de la producción de ladrillos tradicionales.

El encuentro fue auspiciado y organizado por la Coalición de Clima y Aire Limpio (CCAC) de las Naciones Unidas, el Centro de Derechos Humanos y Ambiente (CEDHA—coordinador de la red PANLAC) y por el Ministerio de Ambiente de Chile. Participaron funcionarios públicos de México, Guatemala, República Dominicana, Colombia, Perú, Chile, Paraguay, Brasil y Argentina, todos buscando soluciones para abordar los problemas sociales y ambientales generados por la producción tradicional de ladrillos.

Según las autoridades ambientales de Chile, el 50% de los ladrillos tradicionales producidos en el país se producen en el Maule. Para su cocción se utilizan la quema de madera, basura, y hasta residuos altamente contaminantes, como por ejemplo cubiertas de vehículos. Chile, como miembro de la Coalición de Clima y Aire Limpio (CCAC), una coalición recientemente creada en el seno de la agencia ambiental de Naciones Unidas, está implementando una estrategia para abordar el cambio climático y reducir contaminantes climáticos de corta vida, tales como HFCs, metano, carbón negro y otros. Fue en el marco de esta estrategia que el país se prestó energéticamente a ser la sede del lanzamiento oficial de PANLAC.

«Agrademos la presencia de la CCAC y de todos los expertos que han venido desde diversas partes de Latinoamérica para ayudar a Maule. Tenemos mucho trabajo por delante, incluyendo la necesidad de estudiar y realizar un inventario oficial del sector ladrillero.” Dijo Maria Eliana Vega de la SEREMI, autoridad del Ministerio de Ambiente en Maule.

Otras autoridades también hicieron presencia en el evento, incluyendo el gobernador de la región, Hugo Veloso, quien resaltó que “no conocemos ni siquiera cuántos productores tenemos y cómo impacta este sector en la economía local. Este encuentro es una oportunidad para la región de conocer a los productores, para asistir a modernizar su operación, y más importante, para limpiar nuestro ambiente”.

El vice Ministro de Ambiente de Chile, Marcelo Mena, fue una de las figuras políticas que hizo posible este evento. Chile es co-Presidente de la CCAC actualmente, y este evento es una indicación de que Chile toma en serio su compromiso con los objetivos de la CCAC en abordar la reducción de agentes climáticos de corta vida. Durante el evento, Mena anunció el compromiso oficial de Chile de fortalecer sus esfuerzos para mejorar la calidad del aire, una prioridad del gobierno de Michelle Bachelet. “Nuestra estrategia para la Descontaminación Atmosférica se plasma en un plan de 14 ciudades para descontaminar el sur de Chile. El plan se está consultando públicamente en este momento. La implementación del plan resultará en la restricción del uso de madera para la quema, para la cocina y para la calefacción, al mismo tiempo que introducirá alternativas más limpias y más eficientes mejorando en hasta un 30% el resultado térmico.”

Chile invertirá US$15 millones en reconversión de cocinas y US$32 millones en proyectos para mejorar la aislación térmica en hogares. Con esta estrategia Chile espera reducir la contaminación en ciudades del sur por un 70% en los próximos 10 años.

Helena Molin Valdes, titular de la CCAC estuvo presente en Maule, e indicó, “La Iniciativa Ladrillera de la CCAC y la red PANLAC ofrecen un espacio único para lograr significativas mejoras para mitigar el cambio climático. Es un espacio dinámico para reducir impactos climático, y también para reducir el impacto en la salud generado por la producción de ladrillos. El PAN LAC ayuda a visibilizar la problemática de las ladrilleras en el mundo entero y ofrece a funcionarios públicos un espacio para considerar, debatir y aprender sobre políticas públicas orientadas al sector. La producción de ladrillos es económicamente importante para muchas familias, pero también produce riesgos sociales y ambientales para los productores, para sus familias y para las comunidades que viven entorno a las ladrilleras. Estos riesgos se pueden mitigar rápidamente y se pueden lograr notables mejoras ambientales y en la salud. Un plan escalonado, con mejor acceso a la información y a las tecnologías que tenemos disponibles para el sector, sería bueno para todos—y al mismo tiempo estaríamos haciendo algo importante para revertir el cambio climático. ”

Belamino Contreras, un productor artesanal de la comunidad de  Cauquenes en la región del Maule, indicó que «la iniciativa de PAN LAC puede agregar valor a la región aumentando el conocimiento entre los productores, compartiendo experiencias sobre cómo se fabrican ladrillos en otros paises y cómo se pueden mejorar las tecnologías, y también consiguiendo que el gobierno local y nacional apoyen al sector.” Contreras dice que quiere modernizar su producción porque sabe que los hornos ladrilleros contaminan y están emplazados cercano a colegios y hospitales. «Todos vemos lo que está pasando pero nadie hace nada. Necesitamos ayuda».

Durante dos días de intercambios debatiendo sobre los desafíos que enfrentan los decisores públicos respecto al sector ladrillero, representantes de Latinoamérica intercambiaron ideas sobre como abordar emisiones, impactos en la salud, condiciones laborales y la economía de la producción de ladrillos. Vieron experiencias en políticas públicas e intercambiaron información sobre posibles iniciativas e inversiones en el sector, y también la posible colaboración en estas por Naciones Unidas y agencias como el Banco Mundial.»

Para el cierre de evento, los 65 participantes tuvieron la opotunidad de visitar varios productores en Cauquenes y Linares, en la región del Maule, donde mucha de la producción de ladrillos tradicionales de Chile están ubicados. También tuvieron la oportunidad de reunirse para identificar maneras específicas para introducir cambios al sector en sus respectivos países. Entre todos ofrecieron a los representantes de Chile su visión sobre como Chile puede encarar el sector. Finalmente se debatió entre todos maneras en que la red PAN LAC puede asisitir en la transformación.

Durante el evento, el gobierno de Chile anunció acciones concretas que se llevarán a cabo en la región del Maule y que serán implementadas en 2015, en coordinación con la Corporación de Fomento, CORFO. Estas incluyen:

  • un inventario y caracterización del sector ladrillero
  • un análisis de la economía del sector enfocando la totalidad de la cadena de valor
  • la identificación de oportunidades para reducir la contaminación ambiental, mejorar la eficiencia hídrica y reducir desechos
  • la identificación de mejoras tecnológicas que pueden reducir la contaminación mediante la capacitación y por innovaciones tecnológicas
  • un análisis de desafíos del sector
  • asistencia estratégica para mejorar la productividad y la eficiencia ambiental

Para más información: jdtaillant@gmail.com